Almohada de viaje discreta perfecta para siestas – Ostrichpillow

almohada de viaje

La almohada de viaje perfecta para echar una cabezadita en la oficina

Si hay algo que nos gusta en España eso es comer bien y acompañarlo con una buena siesta de almohada y pijama. No nos pongamos ahora dignos hablando de estereotipos, la duración de la jornada, bla, bla, bla.

Vamos a ponernos en situación. Es Domingo, tras la mañana tranquila, un ligero desayuno de churros y café, llega la hora de la comida. Estadísticamente, es muy probable que el manjar que estás a punto de degustar sea una impresionante paella, con sus cigalas sacando las pintas del plato.

Tras la faena te aplastas en la silla, te estiras y miras satisfecho esa prominente barriga. Piensas que ojalá tu voluntad fuese tan fuerte como ese botón, qué resiste estóicamente la tensión provocada por el doble flan con nata ingerido como colofón.

Ha llegado tu momento. Llevas esperando seis días. Abres el cajón y sacas tu almohada, un arma potente y secreta de aislamiento y te la enfundas en la cabeza.

almohada de viaje

Sabes que a tu alrededor surgen miradas cómplices y risas nerviosas. «Envidia» piensas, y dejas que Morfeo te abrace y te lleve al país de los sueños.

Solo la vergüenza te puede apartar de esta almohada

Esta almohada tiene un sin fin de ventajas. Te aísla de la luz, del sonido y evita que te reconozcan. Da igual dónde apoyes la cabeza pues siempre tendrás una superficie blandita y acolchada para disfrutar. Absorbe las babas, sí, las buenas siestas son para babear.

Por si esto fuera poco, tiene dos curiosos orificios para meter las manos. Seguro que todos le encontramos utilidad en las dietas en invierno.

En definitiva, está almohada personal es un artilugio genial para viajar, echar una cabezada en la oficina o una siesta en casa.

 almohada de viaje

Además, puede ser un regalo muy original para padres, amigos viajeros o para personas con problemas para conciliar el sueño.

Puedes encontrar este rinconcito de cielo en Amazon, no es barato pero lo bueno hay que pagarlo.

 

Ver en Amazon

almohada de viaje